TAMPA, Florida -- Derek Jeter continuó metido en la improductividad, al irse sin hit en tres turnos del encuentro que los Yanquis de Nueva York ganaron sin embargo por 4-0 a los Piratas de Pittsburgh.

El capitán de los Yanquis conectó dos batazos de foul que lo golpearon en el tobillo izquierdo en el primer inning, lo que asustó a varios espectadores en el graderío del Steinbrenner Field. Luego, se ponchó ante el dominicano Edinson Vólquez.

Jeter se vio limitado a disputar 17 juegos el año pasado tras fracturarse el tobillo izquierdo en los playoffs de 2012.

En el segundo acto, Jeter pegó un rodado productor, dio otra roleta en el quinto y se ha ido de 41-5 (.122) en 14 compromisos.