Ned Colletti (izq) y Jerry Dipoto

LOS ANGELES -- Los recursos económicos de los Dodgers y el estilo furtivo de los Angelinos -- que de pobres tampoco tienen nada -- serán factores claves en las Reuniones Invernales que comenzarán el 9 de diciembre.

Ambos clubes han estado dispuestos a ir tras el mejor talento disponible con el fin de ganar una Serie Mundial y dominar el segundo mercado más grande del país.

Pero hay señales que indican que ninguno de los dos tiene intenciones de gastar en grande este año como lo hicieron en inviernos recientes. Más bien, el enfoque parece estar en llenar huecos. Ninguno luce estar interesado en acaparar titulares como lo hicieron los Angelinos al agregar al dominicano Albert Pujols y Josh Hamilton y los Dodgers al firmar a Zack Greinke poco después de adquirir al mexicano Adrián González, Carl Crawford y Josh Beckett en un canje con los Medias Rojas.

Los Angelinos, que no clasifican para los playoffs en cuatro años tras coronarse campeones del Oeste de la Liga Americana en tres temporadas consecutivas del 2007 al 2009, adquirieron al antesalista David Freese y al diestro mexicano Fernando Salas en un cambio con los Cardenales. También agregaron al agente libre Joe Smith. No obstante, el pitcheo abridor sigue siendo su principal objetivo.

La primera adquisición de los Dodgers este invierno ha sido Dan Haren, lo cual hace más profunda una rotación formidable encabezada por Clayton Kershaw y Greinke.

"Creo que no me sorprendería si pasáramos todo el invierno sin hacer un movimiento de peso - aunque eso no significa que no pueda suceder", dijo el presidente de los Dodgers, Stan Kasten, cuyo equipo tuvo una nómina de $230 millones en el 2013 y ganó el Oeste de la Liga Nacional. "Estamos buscando agregar profundidad a la organización, hacer algunos ajustes para llegar a la temporada y ver qué nos hace falta.

"No estoy descartando nada, pero aquellas personas que nos vinculan a todos los agentes libres están inventando".

Los Dodgers están comprometidos a pagarles US$172 millones a 12 jugadores. Cuatro de ellos - Greinke, Matt Kemp, González y Crawford - ganarán $20 millones o más en el 2014. Kershaw, ganador del Premio Cy Young en la Liga Nacional, podría aumentar ese número a cinco, mediante el arbitraje salarial o una extensión de contrato que quizás establezca un nuevo precedente para los lanzadores.

Los Angelinos parecen estar más interesados en mantener su nómina por debajo de $189 millones y evitar el "impuesto de lujo"-diferente a los Dodgers, cuya única preocupación parece ser el hecho de que se quedaron a dos victorias de llegar a la Serie Mundial este año.

Las necesidades de los Angelinos son obvias. La partida de Jason Vargas, quien firmó por cuatro años con los Reales, creó otro hueco en la rotación. Los agentes libres Bronson Arroyo, Phil Hughes y el dominicano Bartolo Colón han sido señalados como posibles objetivos. El ex Angelino Scott Kazmir es otra posibilidad.

Con aproximadamente $8 millones disponibles para el 2014 antes de llegar al límite de $189 millones, los Angelinos parecen estar dispuestos a desprenderse de otro jugador de posición. Cedieron al jardinero central Peter Bourjos y al prospecto Randal Grichuk a cambio de Freese y Salas.

El campocorto dominicano Erick Aybar o el intermedista Howard Kendrick, dos de cuatro jugadores que fueron parte de la clasificación del 2009 y que siguen en los Angelinos, podrían ser canjeados por talento joven o con el fin de despejar la nómina para adquirir a un abridor.

Mark Trumbo, de 27 años de edad, quien ha promediado 33 cuadrangulares y 100 remolcadas en tres temporadas, podría ser cambiado por un abridor establecido o varios brazos prometedores.

"Tenemos la mente abierta en torno a cómo vamos a construir (la rotación), sea por medio de la agencia libre o cambios. También existen algunas opciones internas", dijo Dipoto.

"Tenemos plena confianza en la fundación de nuestra rotación, especialmente con respecto a los muchachos al frente. No creo que haya ningún equipo que no se sintiera confiado con Jered Weaver y C.J. Wilson al frente de la rotación y un muchacho que progresó tanto en la segunda mitad como lo hizo Garrett Richards.

Por su parte, las expectativas de los Dodgers han aumentado a la par de su nómina. Los azules cayeron ante los Cardenales en la Serie de Campeonato de la Liga Nacional este año, pero se trata de un club que tiene el talento necesario para coronarse - siempre y cuando las piezas claves se mantengan saludables.

Los Dodgers podrían canjear a uno de sus jardineros, entre los cuales están Kemp, el cubano Yasiel Puig, Crawford y Andre Ethier.

Haren debe llenar el hueco que dejó el cuarto abridor, Ricky Nolasco, quien es parte de una camada de abridores agentes libres que también incluye al dominicano Ervin Santana, Matt Garza, al ex Dodger Hiroki Kuroda, al quisqueyano Ubaldo Jiménez, Colón, Hughes y Arroyo.

Otra opción sería adquirir al as de los Rays, David Price, pero los Dodgers no parecen estar dispuestos a ceder el talento joven que Tampa Bay exigiría a cambio.

Los Dodgers podrían optar por adquirir a un campocorto - Stephen Drew es el mejor torpedero disponible en el mercado de agentes libres ahora mismo - y trasladar al dominicano Hanley Ramírez a la tercera base. El también dominicano Juan Uribe, quien brilló en la esquina caliente por Los Angeles en el 2013, es agente libre.

La más reciente adición cubana de los Dodgers, Alexander Guerrero, es un infielder talentoso con posibilidades de ganarse un puesto como titular. El segunda base Mark Ellis es agente libre y podría regresar si el club determina que Guerrero es un candidato viable para el campo corto o no está listo para ser segunda base tiempo completo.

El bullpen de los Dodgers también tendría un nuevo "look". El agente libre Brian Wilson, quien brilló en su regreso a la Gran Carpa como preparador de mesa de Kenley Jansen, está en posición de recibir un contrato jugoso para fungir como taponero. El zurdo J.P. Howell también es agente libre. Por otro lado, el club necesita reconstruir su banca, ya que Nick Punto (Atléticos) y Skip Schumaker (Rojos) partieron como agentes libres y Michael Young y Jerry Hairston están probando suerte en el mercado.