John Lackey. (Charles Krupa/AP)

BOSTON -- Con un día de retraso, John Lackey quiere celebrar su 35 cumpleaños con una victoria en la Serie Mundial.

El derecho de los Medias Rojas, quien cumplió sus 35 el miércoles, se subirá a la lomita por Boston el jueves en el Juego 2 de la Serie Mundial entre los Medias Rojas y los Cardenales en el Fenway Park.

El reto será grande, con un equipo de San Luis que en el 2013 bateó de manera histórica con corredores en posición anotadora (.330 en la temporada regular) y que viene reforzado con el toletero Allen Craig.

"Son buenos", dijo Lackey. "Están en la Serie Mundial. Ya no quedan equipos malos. Tienen muy buena ofensiva, con profundidad. Es similar a un lineup de la Liga Americana, realmente".

Lackey viene de una brillante salida ante los Tigres en el Juego 3 de la Serie de Campeonato de la Liga Americana el 15 de octubre. En dicho partido el derecho dejó en blanco a los felinos en 6.2 entradas, permitiendo cuatro hits, ponchando a ocho bateadores y otorgando cero bases por bolas para adjudicarse la victoria.

En dos aperturas de playoffs ante Tampa Bay y Detroit, Lackey tiene promedio de carreras limpias 3.00 (cuatro limpias en 12.0 innings).

El 2013 ha representado un regreso triunfal para Lackey, quien se perdió todo el 2012 al someterse a una cirugía Tommy John. En la temporada regular de este año el texano tuvo marca de 10-13, pero con efectividad de 3.52 y 161 ponches en 189.1 entradas. Eso fue después de un 2011 con promedio de carreras limpias de 6.41.

"Tuve un año malo y luego me tuvieron que operar", recordó Lackey. "Sabía que estaba lidiando con algunas cosas ese año, a nivel físico.

"Una vez me sometí a la cirugía y todo eso, estaba bastante confiado de que recuperaría la forma".

Los Medias Rojas están por fin volviendo a ver más dividendos de la inversión que hicieron en Lackey durante el invierno del 2009-10, cuando le dieron un contrato de cinco años y 82.5 millones. Y ahora Boston pretende contar con ese experimentado lanzador en postemporada, el mismo que como novato ganó el Juego 7 de la Serie Mundial del 2002 por los Angelinos sobre los Gigantes-la última vez que tiró en el Clásico de Otoño.

"Uno recuerda partes de eso", dijo Lackey al ponderar su triunfo como pitcher joven en aquel octubre. "Pero he estado en playoffs varias veces.

"Me supongo que lo principal es darte cuenta de lo difícil que es llegar hasta aquí. Hace 11 años. He ido detrás de esa meta durante un buen tiempo, así que a lo mejor uno lo valora más esta vez que como novato".

Lackey también quiere darle el carácter indicado a su salida del jueves. Con eso en cuenta, no dirá que es "sólo otro juego".

"Uno sabe que es un juego grande", dijo Lackey, quien lleva récord de 5-4 con efectividad de 3.10 en 16 presentaciones (14 aperturas y 90.0 innings de por vida en postemporada. "Es algo que tienes que aceptar y disfrutar. Además, tienes que enfocarte en ejecutar tus pitcheos.

"Una vez estés entre las líneas, todo se reduce a tirar la bola donde has querido tirarla para los otros 162 partidos".