ATLANTA -- Clayton Kwershaw y los Dodgers de Los Angeles abrieron los playoffs buscando poner fin a una sequía de un cuarto de siglo en títulos de Serie Mundial.

Para los Bravos de Atlanta, otra dosis del sufrimiento de octubre.

Kershaw ponchó a 12 durante siete sólidos innings, el mexicano Adrián González bateó un jonrón de dos carreras y los Dodgers comenzaron la serie divisional de la Liga Nacional con una victoria el jueves de 6-1 sobre los Bravos.

Los acaudalados Dodgers no han ganado el Clásico de Octubre desde 1988 -- por mucho su sequía más larga desde que la franquicia se mudó desde Brooklyn al sur de California en 1958.

En un detalle interesante, Kershaw nació apenas unos pocos meses antes de ese título más reciente. Si el zurdo sigue lanzando como lo hizo contra Atlanta, los Dodgers podrían tener una oportunidad de ganarlo todo de nuevo.

"Él es el mejor pitcher en las Grandes Ligas", dijo González, "y lo demostró esta noche".

El segundo partido de la serie a ganar tres de cinco es el viernes por la noche en Atlanta, con Zack Greinke (15-4) abriendo por los Dodgers frente a Mike Minor (13-9).

Los Dodgers tomaron una pronta ventaja de 5-0 para el cuarto episodio contra el abridor Kris Medlen, combinando bateo oportuno y errática defensiva de los Bravos, a quienes no obstante no se les marcaron errores.

Kershaw, que tuvo efectividad de 1.83 en la campaña regular, limitó a los Bravos a un sencillo productor de Chris Johnson con dos outs en el cuarto inning. Eso sólo pareció molestar al as de los Dodgers --ponchó a Andrelton Simmons para apagar la única amenaza seria de Atlanta y a los siguientes cinco bateadores de los Bravos, para que no hubiese dudas.

Kershaw permitió apenas tres hits y ponchó a tres bateadores en el séptimo, para igualar su mayor total de la campaña.

Los Bravos se poncharon 15 veces en el partido.

Pese a que el toletero Matt Kemp está fuera de los playoffs con una lesión y Andre Ethier no está jugando por problemas con un tobillo, los Dodgers no tuvieron problemas para anotarle a Kris Medlen y los Bravos.

El abridor de los Bravos permitió nueve hits y cinco carreras en más de cuatro entradas.

Los Bravos son quizá más conocidos por ganar sólo un título de Serie Mundial durante una histórica racha de 14 títulos divisionales consecutivos. Ahora, de antemano se encuentran en problemas mientras tratan de salir de un bache de siete series de postemporada perdidas en fila desde 2001.

Por los Dodgers, el mexicano González de 5-2, un jonrón, dos empujadas y una anotada. El cubano Yasiel Puig de 4-2, una anotada. Los dominicanos Hanley Ramírez de 5-1, un doble y una empujada; y Juan Uribe de 3-1, una anotada.

Por los Bravos, el curazoleño Simmons de 3-1.